Cuidado (II)

Merece la pena que la ponga aquí, más aún en referencia al Cuidado de hace unos días…

Del gran Franco Battiato, El Cuidado:

Te protegeré de los miedos a la hipocondría,
de los transtornos que desde hoy encontrarás por esta vía.
De las injusticias y las mentiras de tu tiempo,
de los fracasos que por tu talante facilmente atraerás.
Te aliviaré del dolor y de tus cambios de humor,
de la obsesión que hay en tus manías.
Superaré las corrientes gravitacionales,
el espacio y la luz y envejecer no podrás.
Te curarás de cada uno de tus males,
porque eres un ser especial,
y yo siempre te cuidaré.

Vagaba por los campos del Tennessee
(Cómo había llegado, no sé).
¿No hay flores blancas para mí?
Más veloces que águilas mis sueños atraviesan el mar.

Te donaré todo el silencio y la paciencia,
Recorreremos unidos las vías que llevan a la esencia.
Y perfumes de amor embriagarán nuestros cuerpos,
la bonanza de Agosto no calmará nuestro ardor.
Tejeré tus cabellos como trenzo mi canto.
Conozco las leyes del mundo y te las regalaré.
Superaré las corrientes gravitacionales,
el espacio y la luz y envejecer no podrás.
Te salvaré de cada melancolía.
porque eres un ser especial y yo siempre te cuidaré…
yo sí, siempre te cuidaré.

Todo me vuelve a la cabeza estos días…

Egun finlandiar bat
Egun finlandiar bat nahi nuke izan
zurekin hizketan jarraitzeko
zure hitzek on egiten didate lasaitu egiten naute barren-barrendik
Paradisuaren gaia atera nizun ta zuk erantzun bai,
paradisuaren fruitu eder asko daude
baina infernua ere hantxe egon daiteke
Egun finlandiar bat, egun finlandiar luze-luze bat
Aldatu al liteke bizimoduaz erabat
zenbat aldiz hasi liteke zerotik
galdera zailak ziren baina ez zuretzat
zu nire laguna zara, maite zaitut
Mintzatu gara hamaika gauzataz mintzatu gara drogaz ansiedadeaz
mintzatu gara askatasun pertsonalaz libreak izan behar dugula libre! libre! libreak!
Egun finlandiar bat…
Finlandiako zerua udako aldean
beti egoten da urdin, apal eta urdin ta eguzkiak laranja bat emoten du
ta ilargiak ere bai, laranja bat
Egun finlandiar bat nahi nuke izan zurekin hizketan jarraitzeko
zu nire laguna zara maite zaitut! maite zaitut!
Egun finlandiar bat!
Un día finlandés
Me gustaria ser un dia finlandes
para seguir hablando contigo
tus palabras me hacen bien me tranquilizan desde muy adentro
Te saque el tema del paraiso y tu me dijiste si
en el paraiso hay muchos bellos frutos
pero el infierno también puede estar hay mismo
Un dia finlandes, un largo-largo dia finlandes…
se puede cambiar de vida por completo?
cuantas veces se puede empezar de cero
eran preguntas dificiles pero no para ti
tu eres mi amig@, te quiero
hemos hablado de multitud de cosas,hemos hablado de drogas, de la ansiedad
hemos hablado de la libertad personal de que tenemos que ser libres, libre, libres!
Un dia finlandes…
El cielo finlandes en verano
es siempre azul, manso y azul y el sol parece una naranja
y la luna también, una naranja
Me gustaría ser un dia finlandes para seguir hablando contigo
tu eres mi amiga, ¡te quiero! ¡Te quiero!
¡Un dia finlandes!
Bernardo Atxaga

No rechaces los sueños por ser sueños

No rechaces los sueños por ser sueños.
Todos los sueños pueden
ser realidad, si el sueño no se acaba.
La realidad es un sueño. Si soñamos
que la piedra es la piedra, eso es la piedra.
Lo que corre en los ríos no es un agua,
es un soñar, el agua, cristalino.
La realidad disfraza
su propio sueño, y dice:
”Yo soy el sol, los cielos, el amor.”
Pero nunca se va, nunca se pasa,
si fingimos creer que es más que un sueño.
Y vivimos soñándola. Soñar
es el modo que el alma
tiene para que nunca se le escape
lo que se escaparía si dejamos
de soñar que es verdad lo que no existe.
Sólo muere
un amor que ha dejado de soñarse
hecho materia y que se busca en tierra.

Pedro Salinas

Cuidado

Un simple abrazo. Quizás no tan simple.

– Cuídate.
– No me gusta esa expresión… Es mucho mejor que te cuide alguien a que tener que cuidarte tú solo.
– Sí, cierto. Pero, de momento, cuídate, hazme ese favor.
– Esto da para un debate.
– Y largo además…
– Bueno, dejémoslo ahí.
– Buenas noches. Que descanses.
– Buenas sí, tú también.

Cuidarse… Cuidarse… ¿Cuidarse hasta cuándo? Sí, es mejor que te cuiden, sin duda. ¿Quién estará dispuesto? ¿Quién se mirará a tu lado en el espejo para verse a sí mismo mientras lo que ve es tu reflejo?

Cuidarse, sí, con cuidado siempre, todo precauciones, todo en una espera, todo en un cuidado tumulto al cuidado de que alguien llegue y ponga realmente orden.

Y llegará, sin duda. Todo llega, todo pasa, todo queda. Pero lo nuestro es cuidar, cuidar de otros mientras cuidan de nosotros.

Sino no tiene gracia. ¿O sí? O no.